Cayetano Martínez de Irujo furioso con sus hermanos, ¿por qué?

Cayetano Martínez de Irujo furioso con sus hermanos, ¿por qué?

Como aniversario del fallecimiento de Cayetana de Alba, el duque Salvatierra se encargó de organizar una misa conmemorativa para la familia, sin embargo, sus hermanos lo han dejado sólo pues ninguno de ellos acudió al evento.

El hecho despertó una furia en Cayetano de Alba quien no se guardó su descontento. Aunque los hijos de Cayetana la recuerdan, las fisuras que demarcan ciertas distancias entre ellos son evidentes. En esta oportunidad contrario a honrar las memorias de la Duquesa de Alba, brilló la ausencia de cinco de los hermanos de Cayetano.

Por supuesto el desarrollo del evento tomó otro camino al planeado. Al mejor estilo de “Crónicas de una muerte anunciada”, cuatro de los hermanos nunca confirmaron su asistencia por lo que verles en el evento era casi un milagro, No obstante, Fernando el conciliador de la familia quien aceptó la invitación, tampoco pudo asistir a la misa.

Este menosprecio ha vuelto furioso a Cayetano el único hijo en hacerse presente en compañía de sus dos hijos Luis y Amina al igual que su pareja Bárbara Mirjan.

La misa fue celebrada en uno de los templos que la duquesa apreciaba con especial cariño, el Cristo de los Gitanos. En el lugar se hicieron presentes íntimos amigos de la familia quienes recorrieron largas distancias para cumplir con la conmemoración, pero no así sus hijos. En el lugar también se apersonó el viudo de Alba, Alfonso Díez.

Afirmaba Cayetano en una entrevista ofrecida a Chance que se escapaba de sus manos hacer algo más por mantener el recuerdo de su madre y la unión de la familia, al tiempo que mencionaba que el organizó ese pequeño homenaje porque de no tomar la iniciativa, nadie se tomaría la molestia de hacer nada para recordar a la Duquesa de Alba.

A pesar de lo noticioso que resultara para Cayetano estos hechos, para el resto del mundo, pareció algo normal visto que ya en el segundo aniversario de la muerte de la duquesa participaron solo dos de sus hijos mientras que el año pasado solo uno de ellos asistió, ya viendo este descenso, era evidente que no asistirían ni   el actual Duque de AlbaCarlos Fitz-James Stuart, ni Eugenia, Jacobo ni Alfonso. El único caso sorprendente era el de Fernando quien en todo momento ha resultado ser el encargado de bajar las aguas ante situaciones turbulentas en la familia.

Los servicios religiosos fueron oficiados por Ignacio Jiménez Sánchez –Dalp quien se encargó de oficiar la ceremonia de boda entre Fernando Fitz – James Stuart y Sofía Palazuelo.

Artículo siguiente