Una mujer pierde 47 kilos para darle una lección a su marido infiel y su amante

Una mujer pierde 47 kilos para darle una lección a su marido infiel y su amante

La motivación puede hacer milagros en una mujer. La protagonista de esta historia sufrió una dolorosa traición por parte de su marido y para darle una lección, decidió dejarlo y convertirse en una mujer irresistible. Hoy te mostramos lo hermosa que quedó.



Una mujer de Houston, Texas, llamada Betsy Ayala, transformó el dolor de una traición en algo positivo. Desde los 13 años, Betsy siempre sufrió de sobrepeso. Para calmar su ansiedad, Betsy comía repetidas veces al día.




La falta de actividad física hacía que los kilos aumentaran poco a poco. Cuando comenzó la universidad, ya pesaba 95 kilos. Sin embargo, la situación empeoró después de su primer embarazo, cuando llegó a pesar 120 kilos. Por si fuera poco, su estado de ánimo desmejoró muchísimo debido a una depresión post-parto.


Mientras ella luchaba con su condición, su marido tenía una relación con otra mujer. Un día ella revisó su celular y descubrió conversaciones con la amante, donde bromeaba sobre ella y la llamaba “vaca gorda”. Aquello la motivó a cambiar para demostrarle a su esposo que muy dentro de ella, se ocultaba una mujer hermosa.





Después de dejar a su marido, Betsy comenzó una dieta estricta a base de batidos, perdiendo unos 27 kilos en apenas 4 meses. Al mismo tiempo, comenzó a asistir al gimnasio con su hermana para tonificar sus músculos y moldear su cuerpo.




Hoy, a sus 34 años, Betsy luce espectacular y cuando camina por las calles, se roba las miradas de muchos hombres. Ella misma confiesa: “Mi principal motivación fue mi hija. Quería demostrarle que su madre tiene la fuerza de voluntad para cambiar”.




Desde entonces, Betsy está más decidida que nunca a continuar con su rutina y a nunca volver a sus viejos hábitos de alimentación.




La historia de esta mujer nos inspira a no darnos por vencidos nunca y a luchar por cumplir nuestros objetivos. Nuestros buenos deseos para ella y su hija.

Artículo siguiente