Un hombre gana la lotería y abandona a su esposa por una más joven. No imaginaba que terminaría solo y sin nada

Un hombre gana la lotería y abandona a su esposa por una más joven. No imaginaba que terminaría solo y sin nada

Adrian Bayford, quien se hizo célebre en 2012 al ganar 186 millones de dólares en la lotería de Inglaterra, es el ejemplo de que el dinero no necesariamente hace la felicidad, sino que más bien podría complicar un poco las cosas.


No pasaron 15 meses desde que Adrian, al ganar la lotería, decidiera separarse de su esposa Gillian, iniciando una relación con una muchacha mucho más joven, de nombre Samantha.



Samantha, quien renunció a su trabajo luego de un viaje con Adrian a las islas Maldivas, resultó ser una persona de gustos muy refinados, lo que requirió que Adrian invirtiese varios millones de dólares en complacer sus necesidades. Adrian también decidió disfrutar sin complejos de su dinero y se instaló con Samantha en una hermosa mansión en Haver Hill, Suffolk, con gran cantidad de hectáreas, caballos de paso y animales exóticos.


Sin embargo, el destino le deparaba a Adrian una mala jugada. Un día, al retornar de un viaje a Escocia, luego de visitar a sus hijos, encontró que su adorada Samantha se había ido de casa. Y no sólo le había abandonado, sino que en su viaje llevó consigo todos los caballos de paso, dinero, un automóvil y otras pertenencias de la pareja, que Adrian había atesorado para su proyecto de vida con su exigente novia.


Desolado, luego de esta terrible experiencia, Adrian ha intentado encontrar el amor en otras parejas, más la suerte ha sido esquiva para él, quien exclama que solo consigue a su alrededor personas que quieren aprovecharse de él.


Gillian, su ex esposa, acaba recientemente de casarse.


Artículo siguiente