Hombre de 47 años abandonó su familia para operarse y convertirse en una niña de 6 años

Hombre de 47 años abandonó su familia para operarse y convertirse en una niña de 6 años

Un hombre de 52 años es ahora una niña de 6. Algo que suena insólito es una realidad después que se practicó una operación de cambio de género.

La decisión no fue sencilla porque tenía una familia compuesta por una esposa y 7 hijos.



Su historia es algo insólita y la compartió en una entrevista que le realizara The Daily Xtra. Se identifica como Stefonknee Wolscht, natural de Canadá y actualmente tiene 52 años. Siempre vivió como un hombre atrapado en cuerpo de mujer.


A post shared by Mary (@maryeshugonzalez) on


En una entrevista que ofreció a The Daily Xtra, contó los detalles de su transformación y lo que lo impulsó a hacerla.

Desde muy pequeño notó que quería ser mujer. Sentía envidia en el colegio cuando veía a otras niñas con vestidos, lazos y zarcillos.


A post shared by Mary (@maryeshugonzalez) on


Sin embargo, Paul, como se llamaba entonces, creció, se casó y tuvo 7 hijos con su esposa. Con ella que convivió por más de 20 años.

Su esposa descubrió que, en ocasiones, Paul usaba ropa de mujer. Sin embargo, lo apoyó pensando que esa situación cambiaría.

Pero nada cambió. Un día, reunió a la familia y le manifestó su deseo de ser mujer. Todos quedaron consternados.


A post shared by Mary (@maryeshugonzalez) on


Después de hablar con ellos, comprendió que no podía seguir con ellos y se marchó a Toronto.

No fue fácil estar solo, le costó un poco adaptarse y hubo momentos en los que pensó suicidarse.

Logró operarse y cambiar de género. Luego perdió su trabajo y tuvo que vivir en un refugio.


Allí fue adoptado por una pareja. Que le brindó cariño y apoyo.

Los hijos y nietos de la pareja lo han aceptado en la familia y están felices con la nueva niña que llegó a casa.


A post shared by Mary (@maryeshugonzalez) on


Quise ser una niña porque definitivamente no me sentía cómodo siendo adulto.

¿La edad? Él explica que hace un año tenía 8 y su hermana adoptiva 7 años. Un día ella le dijo que quería ser la mayor.

La solución fue simple: “Bueno, está bien. Paso a tener 6 años”, contó Wolscht. “Así pasé a ser la menor de las hermanas”, dijo sonriendo.


Con el cambio de vida, Wolscht manifiesta sentirse feliz, desaparecieron los deseos suicidas y siente que es quien quería ser.

“Ha sido muy duro, llegué a perderlo todo, pero me encontré a mi mismo”, expreso.

Cada persona es dueña de sus decisiones. Lo que debe prevalecer en todo caso, es el respeto hacia lo que cada quien quiera hacer.


¡Bonus! Vídeo: Maravillosa historia de una chica que de niña la llaman monstruo te hará llorar

Últimos tres artículos sobre temas similares:

Artículo siguiente