El hombre de 58 años descubrió la receta de unas pestañas gruesas y largas y el resultado se puede ver en su rostro

El hombre de 58 años descubrió la receta de unas pestañas gruesas y largas y el resultado se puede ver en su rostro

Este hombre se tomó muy en serio la frase “Hay miradas que impactan”. Valery Smagliy con unas pestañas de 3 centímetros despierta furor a su andar con una mirada penetrante.

Valery tiene 61 años y es originario de Kyiv, Ucrania. El hombre decidió compartir su secreto.


Smagliy dijo: "He estado comiendo algo particular que afecta mis ojos y he estado reflexionando para averiguar que ha sido exactamente”.

Luego de darse cuenta de lo celosas que estaban muchas mujeres se percató que era posible tomar partido de su secreto convirtiendo el tema en algo lucrativo.


Añadió: 'Las mujeres me paraban en la calle y me preguntaban constantemente ¿son verdaderas o falsas?

El hombre dijo que sin importar si se trataba de una mujer o un hombre, todas las miradas y reflectores se enfocaban en sus pestañas.

Smagliy confesó por otra parte que le resulta doloroso su mayor atributo. "Para ser honesto, tal como se encuentran mis pestañas, mis párpados están adoloridos. Y también es difícil de ver con las enormes pestañas delante de mi ojo.”

Ese tema obligó al hombre a recortar sus pestañas pero antes de recortar, planea visitar la oficina de registro local del Libro Guinness de Registros para obtener un certificado oficial.


Según el Libro Guinness de los Registros, la pestaña más larga se registró con una longitud de 6,99 cm (2,75 pulgadas) y perteneció al párpado superior izquierdo del estadounidense Stuart Muller.

La pestaña se midió en Gainesville, Florida, EE. UU., El 7 de diciembre de 2007.


Reflexionando sobre su decisión de eliminarlos, el Sr. Smagliy agregó: "Supongo que podría apostar por el récord mundial, pero para ser sincero, ¿cuál es el punto?"


"Prefiero poder ver mejor y planeo cortarlos en un salón profesional, así que creo que aún se verán bastante bien después".

Aunque el hombre no consiguió el record mundial, de igual manera monetizó sus pestañas que hoy son referente.

Artículo siguiente