Cuáles son los peligros de los alimentos transgénicos

Cuáles son los peligros de los alimentos transgénicos

La alimentación es uno de los pilares más importantes para poder llevar una vida estable, por ello es bueno saber de dónde viene lo que consumes a diario y qué resultados, buenos o malos, podrían desencadenar en tu salud. Descubre en este artículo qué son los alimentos transgénicos y cómo pueden influir en tu cuerpo.

Usualmente, para una dieta sana, optamos por ir a un supermercado y seleccionar una gran variedad de frutas y verduras frescas, deliciosas y, en la mayoría de los casos, con aspecto increíble… hasta parecen salidas de una pintura al óleo. Es excelente incluir estos productos ricos en vitaminas y minerales; sin embargo, muchas personas suelen ignorar el origen de esos comestibles. 

En muchos casos, son genéticamente modificados para hacerlos lucir más bonitos, mejorar su sabor o eliminar algún agente dañino.

Qué son los alimentos modificados genéticamente

maíz GMO

shutterstock.com

Como su nombre lo especifica, han recibido una alteración en su ADN. Estos cambios genéticos se originan a partir de un especialidad conocida como Ingeniería Genética, aplicando métodos de biotecnología, la cual se encarga de añadir o eliminar genes en la estructura de un organismo. En el área de los comestibles, usualmente se utiliza para aportar cualidades inexistentes; este proceso es ejecutado en un laboratorio, donde se realizan las cosechas o cultivos transgénicos provocando alteraciones en las plantas y, por ende, en sus frutos. Este tipo de procedimiento es realizado en vegetales.

Historia

Desde hace varios siglos se han llevado a cabo experimentos ene modificaciones genéticas. Gregor Mendel, el padre de la genética, fue uno de los promotores idealistas de estos experimentos basados en alterar el ADN de vegetales, tal como pudimos observar en su trabajo con el cruce de varios tipos de guisantes, publicado entre 1865 y 1866. Este estudio fue el propulsor para varios científicos, quienes posteriormente tuvieron resultados exitosos.

Luego, en 1876 fue cuando se ejecutó el primer cruce genético entre dos especies orgánicas distintas, generando un híbrido. Todo se remonta a la idea de realizar mejoras a ciertos organismos.

El punto crítico surge de la venta y comercialización. Es en un pequeño mercado en Norteamérica donde se comienza la venta, al conseguir la primera licencia para el consumo de frutas y vegetales genéticamente alterados. El primero que salió a la luz pública fue un tomate transgénico conocido como Tomate Flavr Savr, con un color más vivo y un sabor intensificado, a diferencia del tomate natural. A partir de este momento, se marcaba un antes y un después en la cosecha y venta de productos orgánicos.

Situación actual de los alimentos transgénicos

biólogo analiza producto

shutterstock.com

Actualmente, los alimentos transgénicos tienen un posicionamiento importante, son más de 190 millones de hectáreas en cultivos transgénicos en aproximadamente 25 países, la mayoría en desarrollo, los cuales se han dedicado a adaptar esta modalidad de artículos genéticamente perfeccionados. Sin embargo, las grandes desventajas de los alimentos transgénicos, a nivel de salud, fueron las principales detonantes del rechazo de varias organizaciones y personas hacia este tipo de procedimiento químico y de su venta libre.

Europa ha sido uno de los protestantes más destacados; exceptuando únicamente a España, en donde está permitida su elaboración y comercialización.

Estados Unidos es el principal elaborador de una extensa gama de transgénicos, seguido de algunos países en Latinoamérica. Otros grandes defensores de esta práctica son India y Australia.  

¿Cuáles son los efectos en la salud?

Repasamos los cinco principales problemas derivados de su consumo:

1.Alergias

Algunas sustancias utilizadas en la alteración genética, pueden desarrollar severas reacciones alérgicas.

2.Genes resistentes a antibióticos

Como usualmente se agregan modificaciones en los genes, el resultado puede ser una resistencia a ciertos antibióticos. Este efecto es uno de los más preocupantes, puede crear bacterias inmunes a ciertos medicamentos.

3.Contaminación 

barriles tóxicos

pixabay.com

Los químicos utilizados en el proceso de alteración pueden resultar tóxicos en algunos casos.

4.Reducen la fertilidad

Estudios han revelado cómo ciertas sustancias inciden en la capacidad de concepción, reduciendo el porcentaje de fertilidad.

5.Posibles riesgos a largo plazo

Aún no se descarta la posibilidad de que por consumir tantas sustancias químicas, en un periodo prolongado, se desarrollen enfermedades como el cáncer.

¿Qué otros peligros tienen?

Destacan las preocupaciones por la producción colosal de cosechas transgénicas, esto podría desencadenar problemas más grandes, además de la salud de quien las consume.

Afecta al medioambiente

El uso excesivo de químicos tóxicos puede conducir a una contaminación en la tierra. Además, los elementos naturales podrían desaparecer. 

Impacto negativo en la economía

Los alimentos transgénicos son promovidos por grandes empresas, las cuales se están expandiendo velozmente. Ofrecen comestibles con características más llamativas para el consumidor y a un precio más bajo. Este impacto puede conducir a que los artículos alterados se apoderen del mercado, dejando atrás a agrónomos dedicados a cultivar y comercializar sus productos naturales.

Beneficios

A pesar de ser muy comunes los argumentos en contra de los alimentos transgénicos, también existen aspectos positivos para tomar en consideración. 

Gracias a la alteración genética, pueden poseer características más resaltantes como colores más intensos, aumento de tamaño, mejorar su sabor, ser más durable y nutritivo.

Los precursores de este proceso químico en vegetales lo defienden por ser una opción viable para un futuro alimenticio, debido a la facilidad y durabilidad de los cultivos transgénicos, pues son resistentes a las plagas y su producción no necesita de mucha agua; fácilmente se puede aumentar la producción a nivel mundial, incluso con visiones de acabar con el hambre en el mundo.

Cómo reconocerlos

mano con lupa examinar brócoli con etiqueta GMO

shutterstock.com

A pesar de tener unas cuantas características que pueden diferenciarlos de los productos naturales, los alimentos transgénicos pueden pasar desapercibidos. La única forma de asegurarnos es revisando su etiqueta o la información del vendedor. Estos anuncios son exigidos por la ley, con el fin de ofrecerle al consumidor una libre elección en su compra. 

En localidades donde la ley no sea tan estricta con estos asuntos, los mercados pueden carecer de información relevante. Esto sucede sobre todo por la mala fama de las mutaciones y muchos proveedores prefieren disfrazar su mercancía.

Legislación

La legislación de los cultivos transgénicos se basa en las leyes que rigen la distribución de dichos productos. Y depende de cada nación la rigidez de la reglas y cómo deberán ser aplicadas, usualmente exigen información sobre el origen y cualquier alteración.

Algunos países han optado por no formar parte del gran mercado de los organismos genéticamente modificados (OMG), pues no confían en el desarrollo de las mutaciones y las alteraciones hechas a los alimentos. Por ello, las prácticas de biotecnología no están aprobadas y se prohíbe la comercialización de cualquiera de sus artículos.

¡Los más comunes!

comida envuelta en cinta de la escena del crimen

shutterstock.com

La popularidad de ciertos productos genéticamente alterados puede variar con respecto a la localidad, sin embargo, de acuerdo a estadísticas, producciones y ventas, estos son los diez principales alimentos transgénicos.

  • Maíz y todos sus derivados (sobre todo en Estados Unidos, donde el 90% de su cosecha de maíz es transgénica).
  • La soja y todos sus derivados.
  • Tomates.
  • Arroz.
  • Papa.
  • Piña.
  • Fresas.
  • Calabaza y calabacín.
  • Pimientos.
  • Trigo.

Soluciones

Si, bien, sabemos que los productos transgénicos se han estado apoderando de los mercados alrededor de todo el mundo, aún no son considerados del todo saludables y necesarios, por ello varias propuestas han surgido para intentar devolver el origen orgánico y natural a los alimentos. 

En este caso al tratarse de un tema muy polémico y global no sólo debe ser acatado por la Organización Mundial de la Salud, también será de vital importancia la participación de los gobiernos de cada nación. De esta forma, se podrían realizar convenios para promover una alimentación más sana, y dando soluciones benéficas a los agrónomos, los comerciantes y los consumidores.

Conclusión

shutterstock.com

Muchas han sido las propuestas de los defensores de la alteración genética, sin embargo, además de ofrecer un producto con una buena apariencia a un precio más accesible, las dudas sobre la seguridad del consumo y lo perjudiciales que pueden ser a largo plazo, siguen en pie.

Siempre recomendamos buscar y consumir los ingredientes más sanos posibles, con los menores riesgos posibles. Nada es más nutritivo que alimentos orgánicos cosechados naturalmente.

Últimos tres artículos sobre temas similares:

  1. Anatomía coronaria. Capas, cámaras y otras partes del corazón
  2. Gemoterapia: propiedades y beneficios del cristal de cuarzo rosa y de gemas en general
  3. ¿Sabes qué es un nahual maya? ¿Conoces tu nahual maya, según la fecha de nacimiento? - Conoce cómo calcular nahual y cuál es tu protector
Artículo siguiente