Para mantener a las hijas alejadas del ex y su amante, Bazán organiza una fiesta increíble para las niñas

Para mantener a las hijas alejadas del ex y su amante, Bazán organiza una fiesta increíble para las niñas

Por culpa de la infidelidad de Gabriel Soto con Irina Baeva, los medios de comunicación no le han dado un minuto de paz a Geraldine Bazán. En su vida, todo es un escándalo tras otro. A pesar de todo, ella siempre pone en primer lugar a sus hijas. Hoy te mostramos por qué.


En estos días, Geraldine Bazán se ha convertido en una de las figuras más populares en los tabloides. Se habla de su divorcio, de su nuevo novio, de su supuesta enfermedad y de su enemistad con Irina Baeva.


En fin, ya no hay nada que no sepamos de los escándalos de su vida privada. Sin embargo, muchos medios no se dedican a exaltar su faceta más noble: la de madre. Geraldine Bazán es una mujer admirable, por el excelente trabajo que está haciendo al criar a sus hijas.



Mientras Soto pone en primer lugar su entrenamiento físico, el boxeo y su nueva novia, Geraldine ha sabido enfocar sus energías en cosas más importantes. Recientemente, Geraldine compartió una adorable foto al lado de su hija mayor que derritió los corazones de miles.




El post, que ya cuenta con más de 180 mil likes, vino acompañado del siguiente mensaje: “Mi soulmate… Nada más que decir”.




Obviamente, los fans no dejaron de escribir sus halagos, haciendo referencia a lo insensato que fue Gabriel Soto al serle infiel.



Le deseamos muchos éxitos a Geraldine en su vida personal y profesional. Esperamos que ella y sus hijas sean muy felices, porque lo merecen.

Artículo siguiente